Bilbao ante el espejo… del agua. Reportaje en EL MUNDO sobre el BIA2

Bilbao ante el espejo… del agua. Reportaje en EL MUNDO sobre el BIA2

BIA Urban Regeneration Forum reunirá a grandes nombres de la arquitectura mundial en julio

BEATRIZ RUCABADO Bilbao @beatrizrucabado
03/04/2016 17:10

Tras la desindustrialización y la posterior regeneración de su tejido urbano y del área metropolitana, Bilbao se ha convertido en un ejemplo para el mundo de cómo un entorno industrial puede transformarse en áreas de disfrute y nuevos espacios para las personas. Ciudades como Baltimore, Pittsbourgh o Detroit miran ya de hecho a la capital vizcaína para tomar ejemplo y resolver sus propios problemas. Pero en Bizkaia aún quedan zonas como la península de Zorrozaurre y algunas partes de la margen izquierda donde caben muchas propuestas. Para tomar ideas, y también compartir la experiencia propia, la capital vizcaína acogerá en el mes de julio la segunda edición del BIA Urban Regeneration Forum.Será los días 13, 14 y 15 de julio, en un congreso promovido por la plataforma Bilbao Bizkaia Architecture (BIA) -dedicada a la dinamización de la arquitectura y el urbanismo en el territorio- que reunirá a más de 300 arquitectos y urbanistas de todo el mundo para conocer experiencias de ciudades portuarias y debatir sobre propuestas de recuperación de muelles, riberas de ríos y zonas costeras.Conocidas todas ellas como waterfront áreas, son los nuevos escenarios en torno al agua alrededor de los cuales girará la segunda edición de un encuentro que, en su primera cita en Bilbao en 2014, premió al arquitecto Norman Foster y atrajo a figuras de la arquitectura como Carlos Ferrater, Miguel Robles-Durán y Fernanda Canales. Aquel primer BIA giró en torno al tema de la ciudad sana y consolidada. Para la próxima edición, pondrá el foco en los frentes de agua, donde se está produciendo «una de las mayores transformaciones que están viviendo nuestras ciudades», según resalta el manifiesto Urban Regeneration Forum 2016.El propio territorio vizcaíno es un ejemplo, y el Ibaizabal y la Ría han sido «el gran vertebrador de la metrópoli de Bizkaia», destaca Jesús Cañada, presidente de la delegación en Bizkaia del Colegio Oficial de Arquitectos Vasco-Navarro (COAVN) y del comité organizador del BIA 2016.

 

En la misma línea, Andrés Iza, de la Secretaría de Comunicación de BIA, explica que Bilbao es un ejemplo de cómo un proceso de recuperación de los espacios que deja libres la industria en esos frentes de agua «puede servir poco a poco para ir regenerando el tejido urbano y el área metropolitana» y así, recuperando los frentes marítimos «para la ciudad», lograr nuevas «áreas de disfrute» y dotar a la ciudadanía de «servicios nuevos». Esto permite reconvertir una ciudad industrial, «con todos sus aspectos buenos» pero también con algunos «negativos» como la polución. «Es algo de lo que podemos sentirnos orgullosos, pero no sólo para nosotros; también podemos volcar ese resultado en el exterior, dar ejemplo en el resto del mundo y decir al exterior cómo lo pueden hacer», resalta.Cañada explica que, de hecho, en los últimos años son muchos los arquitectos que, a nivel particular, se han acercado a Bilbao a conocer de primera mano el conocido como efecto Guggenheim. Pero al explorar la capital han descubierto muchos edificios reseñables, que pasan desapercibidos incluso para los propios vizcaínos. «El edificio de Fontán en la calle Diputación, por ejemplo, es una auténtica joya», resalta como ejemplo de las huellas que el «racionalismo bueno» dejó en Bilbao.Sobre muchos de estos ejemplos está de hecho trabajando el Colegio de Arquitectos, que está realizando fichas y recuperando «patrimonio de los años 60». «Es importante que la ciudadanía conozca lo que hacen los arquitectos en el momento presente, porque es una forma de que a la ciudad le empiece a gustar la arquitectura», resalta Cañada, quien considera que ello es además una manera de «mantener la ciudad mejor» y de «ser más felices viviendo en una ciudad limpia, agradable, sostenible y durable».Y eso que a Bilbao, indica, aún le quedan muchos retos. Entre ellos, el de reducir el diferencial que existe entre algunos de sus nueve distritos, y también el de llevar a algunos barrios infraestructuras importantes como puedan ser los teatros. «No todo tiene que tener la centralidad de Abandoibarra», recalca.Sin olvidar la calidad del agua, otro de los aspectos en torno a los que girarán los encuentros del BIA. En las últimas décadas, la Ría de Bilbao ha experimentado enormes cambios que permiten que hoy en día sea nadable y que incluso se pueda pescar en ella, pero la calidad del agua es una variable cada vez más importante, que puede medirse, y de cuya relevancia son ejemplos en Europa ciudades como Copenhague, París y Berlín.

La noticia en la edición de Papel

PREWEB03AB - País Vasco - EUSKADI - pag 12

TEMAS RELACIONADOS
Europa

País Vasco

Urbanismo